Cacería Quest D Itzol | Himadel & Madrigal

Tema en 'Alfheim Online' iniciado por Belgium, 7 Dic 2018 a las 09:48.

  1. Autor
    Belgium

    Belgium Dying. Moderador

    Registrado:
    1 Dic 2006
    Mensajes:
    3,246
    Temas:
    190
    Calificaciones:
    +1,591
    [​IMG]

    Iztol [Equivalente a D]
    Es muy extraño que áreas tranquilas como lo son Sea Side o Fungiferous sean el escenario de sucesos terribles que comprometan no solo la integridad de los jugadores sino de los monstruos que habitan el área; no obstante en esta ocasión algo de estas características acaba de suceder en el área mencionada primero. Hasta hace unos días esta playa paradisiaca ha sido un lugar donde incluso la presencia de los monstruos era algo trivial a la hora de tomar una siesta en la arena caliente, pero ahora no es posible hacerlo cómodamente no solo por un nauseabundo hedor a podredumbre que asola el sector sino porque el nadar en las costas también se ha vuelto algo peligroso. La línea costera de Abydos donde muchos jugadores se asoleaban ahora está en riesgo de acabar contaminada ya que un residuo que pareciera ser una jalea purpura espesa y maloliente ha estado manifestándose tanto en tierra como en aguas poco profundas, el contaminante envenena lo que toca y ha sido la perdición de monstruos como los Flanes y Sea Crabs. Varios jugadores han intentado buscar una solución pero extrañamente no pueden encontrar la causa, teniendo que evitar pasar demasiado tiempo en este lugar apestoso y que perjudica la salud de todos. Rumores recientes culpan a una criatura que desde lejos solo unos pocos han avistado, describiéndola como una esfera picuda, con ojos en su superficie y que además levita.

    Objetivos:
    ─ Dirigirse a Sea Side y encontrar a la criatura desconocida.
    ─ Perseguir al monstruo y destruirlo.
    ─ La criatura no debe conseguir huir de Sea Side.

    Notas:
    ─ El residuo gelatinoso, venenoso y maloliente cubre aproximadamente cerca del 40% de la superficie de la playa, pero se cree que es algo similar al ectoplasma, algo dejado atrás por un ser fantasmal.
    ─ La criatura puede según creencias hacerse invisible, momento en el cual no puede hacérsele ningún daño. No obstante, su sombra aun es visible y tras perder la invisibilidad puede golpeársele incluso con armas físicas.
    ─ Si el monstruo pierde demasiada vitalidad intentará huir, algo que no debe permitírsele ya que de hacerlo podría provocar el mismo hediondo acontecimiento en las demás áreas de Abydos.

    ─ Stats y Skills:
    (LVL 5)
    STR: 3
    AGI: 21
    VIT: 17
    INT: 26
    SPI: 11

    Nothingness [INT]: El monstruo desaparece repentinamente al transformar su cuerpo en algo invisible, su velocidad de desplazamiento no cambia pero este acto suele despistar a sus enemigos permitiéndole esconderse, o reposicionarse para un ataque. Sin embargo la sombra del monstruo sigue siendo visible, pero de usarse esta habilidad de noche es difícil de contrarrestar salvo con un conjuro que genere algún tipo de luz.

    Spectral spikes [INT]: El monstruo dispara las espinas que tiene incrustadas en su cuerpo hasta dos veces en rápida sucesión, ya que estas crecen instantáneamente. Se debe apuntar bien para acertar a un objetivo. Los impactos son equivalentes al de flechas y pueden producir el estado alterado Poisoned por 10 segundos de incrustarse dos veces en un objetivo.


    Requisitos:
    —Post mínimo de 600 palabras.
    —Dos post cada uno.

    Recompensa:
    —8 reactivos & 80 yrd
    —Una lanzada de dado por la siguiente caja:
    Oath box I-A
    Ancient Papyrus & Arclite x3 (81% - 100%)​
    Lore dust x2 (61% - 80%)​
    Searing tears x1 (41% - 60%)​
    Moon tears x1 (21% - 40%)​
    Silver idol x1 (11% - 20%)​
    Claimer α (1% - 10%)​

    NoirExorNoirExor | Himadel
    ReiraReira | Madrigal

    Esta quest no es evaluada, pero tengan en cuenta que puede ser anulada ya que debo leerla de igual forma; si desean una mini evaluación, me avisan por alguno de sus post. Pueden iniciar~

    P. S. ¡Deeeeeeeeeeeeeee! :959::93:
     
    • Me gusta Me gusta x 1
  2. Reira

    Reira You've forgotten about us.

    Registrado:
    8 Mar 2010
    Mensajes:
    1,378
    Temas:
    28
    Calificaciones:
    +505

    ¿Hace cuánto no entraba al juego? Ya ni lo recordaba, pues desde su primera y única vez no pudo volver a ingresar; los deberes en el instituto de fin de trimestre siempre eran agotadores, sin hablar de las responsabilidades con el club al que pertenecía. Pero todo no era malo, gracias a sus buen desempeño y calificaciones aceptables no tuvo que nivelar notas, así que esa era la razón por la que había recordado entrar nuevamente a Alo. Pero vaya sorpresa se llevó Mad al no percatarse que la modalidad era party sino hasta cuando salió el nombre de su compañero; Himadel.

    Y ahí estaba, caminando junto al albino rumbo a esa playa donde había sido su primera quest. Y no era que le fastidiara, no, lo que sucedía era que no se le daba muy bien hacer nuevos amigos ni mucho menos entablar una conversación decanten.

    —¿Crees que Ixtol nos de muchos problemas? — Preguntó el novato —, algo me dice, según lo que leo que es muy escurridizo. — Señaló mirando la pantallita frente suyo (no recuerdo si tiene un nombre específico).

    —Iztol — corrigió la estadounidense el nombre de la criatura, a lo que el mayor solo la miró, provocando que la azabache se recriminara por abrir la boca, creyendo que a él no le gustara que le corrigiese —, el nombre de eso que tenemos que cazar.

    —Si, Iztol. Creí que no me estabas prestando atención — explicó la razón por la que se le había quedado viendo, pues según el Leprechaun estaba hablando para sí.

    —Sí lo hacía... Solo que no tenía nada que aportar hasta ahora, salvo el nombre de ‘eso’. — el varón sonrió al saber que no estuvo hablando solo todo ese tiempo.

    El de melena blanca siguió hablando sobre posibles estrategias que se le iban ocurriendo, todo gracias a la información que se les había proporcionado. La de piel nívea dio también algunos detalles de Sea Side que recordaba ser estratégicos y así no llegar tan perdidos.

    —Veo que tienes un arco, eso nos puede ayudar cuando este Iztol este quieto — sugirió el varón mirando el carcaj en la espalda de Madrigal, ella asintió.

    —Pero sin flechas, no tengo el suficiente... — ¿Cómo le decían al dinero ahí?

    —Yrd, así le dice a la moneda en este mundo — su contraría volvió asentir, agradeciendo el dato.

    —No tengo los suficientes Yrd para comparar flechas, así que mi arco no servirá de mucho, la verdad — excusándose estiró sus alas para seguir lo que faltaba de trayecto volando, pues ya habían descansado lo suficiente caminando.

    El de magia mecánica le alcanzó fácilmente mientras sacaba su espada y mostraba un par de ramas que había alcanza a agarrar.

    —Veremos si con esto y esto podemos fabricar algunas flechas, nada se pierde con intentarlo. — dijo Himadel mostrando las dos herramientas que poseía en las manos —. Ese arco y estas flechas –que aún no estaban hechas- nos ayudarán a ganar esta quest.

    El optimismo del albino hizo que Mad se fuera sintiendo un poco más segura, de que ir acompañada no era mala idea, por lo que simplemente le dio el visto bueno a los que él había propuesto.

    Aún faltaba por recorrer un buen camino, o eso creía la de ojos esmeraldas. Pero el mal olor que les llegó les hizo prestar atención a lo que tenía frente suyo; los dos se elevaron lo más que pudieron gracias a sus alas para observar lo que esperaba por ellos, una alfombra negra cobijaba gran parte de lo que se suponía era el inicio de Sea Side.


    ~~~~~~

    Ay, me demoré un poquito porque tuve que salir. Sorry
    Espero haber manejado bien a tu personaje Noir >.< Te dije que este primer pots iba ser más que todo introductorio. Algo que corregir ya sabes donde me encuentras (?
    NoirExorNoirExor

    Pd: Beeeeeeeel <3



     
    • Me gusta Me gusta x 2
  3. NoirExor

    NoirExor "Albino-master" Moderador

    Registrado:
    28 Ene 2010
    Mensajes:
    1,161
    Temas:
    87
    Calificaciones:
    +672

    Antes de que ambos jugadores acudieran al sitio señalado por el anuncio de quest, ya podían apreciar como sus narices no iban a tardar mucho en quejarse de tal aroma fétido, todo indicaba que se estaban acercando al lugar de los hechos y cuando sus ojos pudieron confirmar la presencia de aquella pasta oscura y de tonalidades purpureas no tuvieron ya duda alguna. Todo apuntaba a que el tal Iztol había estado rondando aquel sector de la playa y ni presencia de otras criaturas había en lo que la vista alcanzaba… aunque claro, era difícil alinear los ojos con el horizonte sin salir encandilado debido a que el astro rey ya estaba poniéndose.


    ─ Una lástima, no se puede disfrutar de un buen atardecer de esta manera ─ comentó el caballero de pesada armadura observando con detenimiento la escena que ante sí tenía.
    ─ Es… es como gelatina rancia, lo cual no tiene mucho sentido pero no se me ocurre algo más con lo que comparar. Igual no estamos aquí para observar el atardecer ─ dijo aquella jugadora de cabellos azabaches que se hacía llamar Madrigal. Su albino compañero la observó por un instante y sonrió levemente, solo recordaba cuando hace poco ella le corrigió el nombre del monstruo mientras venían de camino a su encuentro, eso le tomó por sorpresa al igual que su aparente tranquilidad inmutable, le parecía una persona un tanto peculiar pero que le transmitía esa calma suya.
    ─ Esta claro que sí, además no querría respirar esta peste todo el día ─ Himadel hizo un gesto cual apretando su nariz con los dedos de una mano ─ Por cierto, también hay otra razón que tengo para darle caza, ambos.
    ─… ¿Y esa sería? ─
    la fémina entendió que el varón esperaba que ella le cuestionase para luego responderle.
    ─ Pues para empezar quiero ver que tan fuerte es Iztol y también tú, puedo ver que sujetas ese arco como algo con lo que estas familiarizada ─ le contestó el Alastair quien era alguien atento a este tipo detalles, ya posiblemente sospechaba que su compañera había disparado con un arco en repetidas oportunidades.
    ─ Puede ser, no es tan difícil cuando sabes cómo usarlo ─ La chica entonces volteo a ver al hada mecánica quien ahora soltó una pequeña risa, ¿Qué le causaba tanta gracia? ─ ¿Qué es tan divertido?
    ─ Nada, solo que recordé que hace un tiempo no teníamos idea sobre las flechas de tu arco y que son infinitas. Supongo que es normal, hay mucho que yo tampoco sé sobre el juego pero que iremos dominando. Podrías decir que se me hace divertida nuestra falta de experiencia.

    ─ Te entretienes con cosas muy simples, no necesitas de mucho para ser feliz ─ expresó la Price siendo totalmente honesta en su comentario añadiendo una leve sonrisa en su rostro, al parecer la estadounidense comenzaba a acostumbrarse a la presencia del Knight, y se diría lo mismo de él.

    Resumiendo la búsqueda, ambos aventureros avanzaron como pudieron en aquel terreno literalmente contaminado por donde pudieron, a veces dando brincos entre las pequeñas islas de área dejadas intactas o rodeando las extensiones pútridas de este desecho fantasmal. La pura y simple verdad era que no estaban obteniendo buenos resultados y pronto no contarían con la luz del día para ayudarles… no alcanzaban a ver otros jugadores lo cual también era un tanto curioso, probablemente solo era mala suerte. No podían seguir así, necesitaban más información de manera que supieran donde buscar y como atraer a la criatura en lugar de revisar toda la playa.

    ─ ¿De verdad no hay nada o nadie a quien podamos preguntar? ─ la de ojos verdes inspeccionaba los alrededores ya habiendo guardado su arma pero se mantenía alerta, Himadel había a su vez descansado de blandir su alabarda pero estaba en constante vigilancia. El par yacía sentado en la arena en un área que todavía estaba intacta cuando creyeron ver algo…
    ─ La verdad es que puede que hayamos sacado la lotería, mira, ahí hay un sujeto… sospechoso ─ añadió el caballero quien ahora colocándose su casco, el cielo ya estaba tornándose de unas tonalidades azules oscuras dando casi fin al ocaso.
    ─ Vamos, algo me dice que tendremos suerte.

    Madrigal por alguna razón confiaba en que aquel tipo que yacía de pie en la arena a unos 200 metros de ellos no era un enemigo, tenía pinta de ser algún tipo de nómada o hechicero errante más su rostro no era visible. Ella al ser más ágil llegó primero al punto donde el personaje desconocido se alertó de la presencia de los aventureros quienes solo querían información, todo indicaba que era un NPC, un personaje controlado por el propio juego.

    ─ Oh, visitas inesperadas ─ saludó el hombre inclinándose educadamente ─ Se les ve agitados, ¿acaso buscan algo relacionado al ectoplasma aquí presente?
    ─ ¿Eh? Eso es muy específico, suena a que usted nos ha estado espiando ─
    comentó el caballero de la alabarda en un tono travieso.
    ─ No diré que no, esperaba la presencia de alguien que pudiese solucionar esto ─ dijo el encapuchado hechicero de la túnica roja con detalles dorados.
    ─ Entonces sabes cosas sobre Iztol. Si no vas a exterminarlo, querríamos saber un poco más sobre esta criatura… ¿Nos ayudaras en esto? ─ preguntó la propia Madrigal al NPC, este esperó un par de segundos antes de asentir con la cabeza ─ Eso nos tranquiliza.
    ─ Igualmente no tendrán mucho tiempo para estar tranquilos, miren, ahí está su objetivo…


    Himadel y Madrigal se voltearon con rapidez solo para vislumbrar como aquella esfera picuda y flotante se encontraba a casi 300 metros de ellos en la distancia, era fácil de ver incluso en la oscuridad que empezaba a reinar debido a la luz que la propia luna arrojaba sobre la arena. Como había sugerido el anuncio de quest que habían tomado así como las palabras del mago desconocido, este monstruo tenía todas las de ser un fantasma… ¿y sin embargo podían golpearlo con armas corrientes? ¿Por qué? ¿Y de dónde había salido? Al parecer no iban a poder encontrar la respuesta a todas esas incógnitas solo observándole.

    ─ Como podrán ver vinieron en el momento justo. Iztol solo aparece por la noche, como toda criatura fantasmal similar, y aunque se trata de un monstruo de baja categoría puede ser un tanto rápido para escapar si está en desventaja ─ aportó el desconocido de rojo.
    ─ Eso puede solucionarse, gracias por su ayuda señor… ─ Himadel quedó suspendido en su respuesta, no sabía cómo se llamaba este hombre.
    ─ Todos me suelen llamar “S”, suerte en su cacería ─ finalizó el mago.
    ─ Gracias ─ contestó la arquera quien tras mostrar gratitud al NPC ahora le hacía señas a su blindado compañero ─ ¿Y qué tal si lo seguimos por un tiempo? Podríamos buscar como arrinconarle.
    ─ Me parece una buena idea, aunque claro, yo voy al frente.


    El irlandés entonces se colocó enfrente de su compañera para luego ir avanzando con cautela, como Knight era su deber el tomar el papel de escudo en el grupo, él recibiría las agresiones del monstruo en lo posible si tenían que luchar mientras que Abbigaíl se centraría en dañar al rival insistentemente. Una de las dudas en ambos chicos en ese momento era además si otros monstruos alterados por el repugnante desecho les atacarían, debían ser cuidadosos.


    -------
    ReiraReira
    Todo listooo! /o/
     

Compartir esta página

Cargando...