Quest B "Contra la codicia" | Puppet-Kal-Nox

Tema en 'Alfheim Online' iniciado por Judas, 24 Jul 2017.

  1. Autor
    Judas

    Judas The busy and stressed guy. Moderador

    Registrado:
    25 Abr 2013
    Mensajes:
    1,535
    Temas:
    106
    Calificaciones:
    +1,832
    Requisitos:
    — Nivel 12 al 19.
    — En solitario: 6 post.
    — Party de 2 a 3: 3 post cada uno.
    — Party de 4 a 5: 2 post cada uno.
    — Duración máxima: Tres semanas.
    — Pagas: de 190 a 350 Yrds + de 16 a 21 Reactivos.


    Fichas:
    Barbie
    Shota ♥
    Hassan, Hassan!

    BelgiumBelgium HannychanHannychan NoirExorNoirExor ¡Vuelen, haditas! /o/
     
  2. Autor
    Judas

    Judas The busy and stressed guy. Moderador

    Registrado:
    25 Abr 2013
    Mensajes:
    1,535
    Temas:
    106
    Calificaciones:
    +1,832
  3. Belgium

    Belgium Jiayou <3 Moderador

    Registrado:
    1 Dic 2006
    Mensajes:
    2,916
    Temas:
    158
    Calificaciones:
    +1,526
    El hada oscura se hallaba sonriente apenas posó sus tacones sobre la realidad virtual, maravillándose nuevamente por los alrededores de la Ciudad de Yggdrasil, no se cansaba de admirar el terreno una y otra vez; tras unos segundos de observar con detenimiento la zona, optó por dirigir su atención hacia los transeúntes, buscando a alguien que solicitara una mano para equis o ye encargo, tal vez hasta una party y conocer más personas, a las cuales reclutar hacia lo que buscaba formar. No pasaron más de unos minutos para que la decepción se pincelara en las facciones de Lumi, realmente no parecía haber nada interesante, aunque aquello no debía de desanimarla, al contrario, podía pasear por la ciudad a modo de descanso, sí, era un buen plan.

    La fémina pidió indicaciones para la cafetería más cercana, ahora que lo meditaba, hasta el momento no había probado bocado alguno del supuesto alimento que brindaba Alfheim Online, provocando que su curiosidad se encendiera, ¿sabría como en el mundo real? Un negocio con terraza fue suficiente para que Lumi quisiera prácticamente correr y así tomar el asiento que le brindaría el panorama de toda la calle, aunque se detuvo al observar un tipo de protesta y cómo algunos repartían volantes sobre un tema en particular; la Imp estaba por acercarse, empero, fue prácticamente empujada por una silueta masculina de cabellera nívea, el mismo que la tomó por el brazo antes que se estampara contra la superficie.

    —Lo siento —pronunció el moreno para asentimiento de la azabache—. ¿También viniste a ayudar? —Inquirió Kal, con cierto brillo en su mirada violácea.
    —¿Ayudar..?
    —¡Claro! Por eso viniste, ¿no? —
    El varón le extendió un panfleto a la fémina, quien comenzó a leer de qué se trataba.
    —Oh, en realidad me acerqué a ver qué suce-... —Puppet ni pudo terminar su oración, al sentir cómo su anatomía era sacudida por el domador, hasta cierto Flan se había pegado a su pierna.
    —¡No flancito, no te la comas!
    —¿Es tuyo? —
    Cuestionó, recibiendo un asentimiento del Cait Sith que retomó sus intenciones.
    —Entonces, ¿ayudarás?
    —Pero...
    —Claro que ayudarás, ¿verdad? Esto se trata de preservar la naturaleza, no podemos permitir ese tipo de contaminación —
    comentó el británico con seguridad y entusiasmo, emociones que logró transmitir a la finlandesa que optó por asentir.
    —Aunque... ¿puedes acceder a Muspel? Yo aún no puedo... —murmuró la Imp, provocando que un silencio incómodo se instaurara entre ambos, crispando al hada oscura que estaba por pedir disculpas, aunque no fue necesario debido a la exclamación de Kal.
    —¡Jabberwocks al rescate! —El menor abrió su menú para enviar mensajes hacia su gremio, topándose con que el único Gnome del clan se hallaba conectado y hasta en la misma ciudad, entusiasmando al albino que no tardó en solicitar al asesino, quien no tardó en responder que se dirigía hacia la protesta—. Un compañero de mi guild vendrá, es de un nivel alto y ya puede acceder a esa zona —explicó, maravillando a la fémina al escuchar el término de guild. Aunque tras unos segundos, una preocupación se asomó.

    Ciertamente Puppet sentía los nervios a flor de piel, una cosa era el hecho de haber aceptado la propuesta entusiasta del Cait Sith, el cual lucía bastante simpático a primera impresión, y otra muy distinta, es que serían acompañados por un miembro más de Jabberwocks; la hada oscura comenzó a embargarse de dudas, cuestionándose si el tal Nox sería tan amigable como el albino, ¿y si se trataba de una persona difícil de tratar? La mirada carmesí se cristalizó ante pensamientos negativos, cubriendo su rostro con sus manos, sobresaltándose al escuchar la exclamación de Kal, llamando a su compañero de gremio. Y sí, su pesimismo tenía razón; la primera impresión de Lumi hacia Desmond, era un claro y profundo temor, obra y gracia de su set custom. Gotas salinas comenzaron a deslizarse por las mejillas de la Imp, además de correr tras la pared más cercana y quedarse ahí.

    —¡Él nos acompaña-..! —Quiso exclamar el menor, aunque se detuvo al observar a Omena temblando como gelatina, además de destilar miedo como si se tratara de un cachorrito—. Oh... ¡La asustas! —El domador señaló con dedo acusador al de mayor nivel—. Quítate tu máscara, si te tiene miedo no vendrá con nosotros, y aceptó cuando lo ofrecí —exigió el caballerito, haciendo ademanes de querer arrebatarle la cubierta al Gnome—. Por favor. —Sí, el albino no podía negar su lado educado.
    —¿Eh..? —Fue lo único que salió de los labios de Nox, y a pesar que nadie lo notara, cierto temblor invadía sus dedos debajo de la capa negra que portaba. A pesar que Puppet ya había encontrado escondite, el de cabellos azulados había logrado divisar el escote del hada oscura y aquello significaba un problema para él; el mayor llevó su diestra contra su rostro, además de dar media vuelta para alejarse unos metros, provocando una clara consternación en Kal que estaba por preguntar lo que le interesaba—. Denme un momento.

    Tras unos minutos, Nox estaba de vuelta sin el set puesto para alivio conjunto del fighter y la assassin, la misma que fue jalada por el albino que sonreía de manera amigable, seguramente para brindarle confianza y su táctica funcionó, logrando que Puinanen se posara delante de Zul. La primera acción de Heikkinen fue retroceder un mechón de su cabello por el nerviosismo, además de curvear sus labios de manera tímida y alzar su mirada hacia las facciones de Quinn, el mismo que tragó grueso y a pesar de sus esfuerzos que sus ojos carmesí no se posaran sobre el pecho de Puppet, fue imposible; tras unos segundos de silencio, la Imp enrojecida cubrió su escote con sus brazos, además que el mismo Ethan se encargó de meterse en medio y jalar de la oreja a Devereaux.

    —¡Te estoy vigilando! —Amenazó Caleb a su manera, rodeando con sus brazos a Omena que optó por adoptar a Kal como su refugio temporal, acurrucándose en él como si se tratara de un peluche—. Qué decepción, ¡qué descaro! No pensé que actuaras de esa manera con señoritas... —musitó el menor con decepción, provocando que el Gnome se encogiera en su lugar.
    —Lo siento... —Murmuró el asesino, mirando de reojo a la fémina.
    —D-De acuerdo —tartamudeó la nórdica, extendiendo su diestra hacia el escocés, quien estrechó manos con la joven—. Puppet.
    —Nox —
    se presentó el hada terrestre, sonriendo con ligereza, gesto que fue imitado por la azabache.
    —Kal —intervino el Cait Sith—. Entonces, ¿partimos a Muspel? —Inquirió con emoción, aunque ni esperó respuesta alguna para invitar al dúo a una party con él, hasta comenzó a caminar, liderando el grupo.
    —¿Necesitas que te diga de qué trata? —Cuestionó Lumi, empero, calló inmediatamente al percatarse que Desmond había desglosado la quest que ahora era compartida por hallarse en el mismo bando.
    —Claro —respondió el peliazul, cerrando el menú.
    —P-Puedes continuar.
    —Puedes explicarme.
    —No quiero causar molestias... —
    musitó con vergüenza—. Debes pensar que soy una novata —agregó con nerviosismo.
    —No, no, está bien.
    —Parecen niños de primaria que se gustan y no lo pueden decir, ¿verdad flancito? —
    comentó Kal de manera cínica—. Como mis compañe-... ¡Digo! Como... ¡Como sea!
    —¿Eh? —
    Inquirió el dúo asesino al mismo tiempo, intercambiando una mirada antes de voltear sus rostros apenados hacia otro lado.
    —Vamos, vamos, Muspel nos espera —insistió el albino, colocándose en medio de los mayores para así coger sus brazos y arrastrarlos con él.
    —¿Pero conoces Muspel? —Preguntó Puppet con ternura, y así hacer recordar el motivo principal por el que había convocado al Gnome con ellos.
    —Ah cierto, Nox, ¡adelante!

    El trío comenzó su trayecto, abandonando la ciudad de Yggdrasil para así dirigirse hacia Gadan, donde tomarían el barco para dirigirse a Abydos, y así empezar el camino desde Seaside hasta los finales de Gakuen, donde tras unas puertas, Muspel los esperaba.

    HannychanHannychan NoirExorNoirExor
    -se tira en cama-
     
    • Me gusta Me gusta x 1
  4. Hannychan

    Hannychan a mix about cats, love, breakfast and being tired Diseñador Oficial

    Registrado:
    14 May 2007
    Mensajes:
    1,455
    Temas:
    43
    Calificaciones:
    +802
    El encuentro y conformación de la Party había sido de lo más caótico y gracioso posible, siempre se había sentido como el mayor entre sus compañero de clase, pero sentirse el mayor entre mayores era algo nuevo. Aunque claro nunca se sabe, ellos podrían tener entre 8 y 10 años.

    En todas estas cosas pensaba el Caith Sith mientras caminaban por las vastas tierras desérticas de Muspel, cubierto con una manta sobre la cabeza y el flan con otra improvisada, en estas zonas había que estar atento a la resistencia de uno mismo y las raciones, si uno se sobre exigía podría caer en una rápida deshidratación y el conseguir agua no era nada fácil en un desierto tan grande, de hecho no era nada fácil conseguir agua para nada, la disponibilidad de esta era la limitante en estos ecosistemas. Por esto era muchísimo más importante detener la construcción de las susodichas aguas termales ¿A quién se le ocurría poner aguas termales en medio del desierto? Un balneario o piscina era más comprensible pero ¿Aguas termales? ¿Really?

    El mercado siempre hacía cosas que Ethan no entendía, de cualquier forma se dirigían hacia el punto de concentración donde los activistas habían puesto una vigilia.

    Un joven alto de cabello castaño claro salió a recibirles – Ustedes fueron mandados desde la capital para ayudar ¿no es cierto? Vengan, vengan- El chico los hizo pasar a su tienda la cual tenía varias almohadas coloridas y telas estrambóticas en todas partes, en medio de la carpa había una mesa grande que sería seguramente el lugar de reuniones, alrededor algunas otras personas. La Party fue provista de agua y fruta, elementos que según los anfitriones fueron traídas desde la capital – Justo estábamos a punto de comenzar una reunión, por favor quédense a escuchar y hagan las intervenciones que consideren necesarias- Puppet se sentó primero, Nox iba a hacerlo a lado suyo pero se congeló con la vista fija en su escote, Kal cubrió los ojos de Nox y se sentó en medio de ellos ¿No podía comportarse un poco mejor? La reunión comenzó- Muy bien, todos sabemos cuál es el problema, la pregunta es que haremos a continuación-

    Uno de las mujeres alebrestada golpeó la mesa para enfatizar su punto de vista-¡Debemos meterles bomba! Hay que destruir su maquinaria para que no puedan construir nada hasta que desistan. Tenemos a los mobs y ahora a ellos de nuestro lado- Dijo señalando al grupo que se encontraba en el sillón-

    - Un momento, esa maquinaria está operada por personas ¿Esperas volarlos con ellos dentro?- Dijo un hombre cruzándose de brazos.

    - Ellos escogieron un mal lado- respondió la mujer.

    - Eso no funcionará tienen contratados mercenarios para mantenerles protegidos, sólo comenzaríamos una guerra que perturbaría más el ambiente. Peor que una construcción es una guerra- habló el hombre que los había invitado a la tienda.

    - Claro que no, las guerras mueren en cuanto el dinero se acaba, pero si ese lugar es construido no solo afectará el territorio sobre el cual está construido, a la larga necesitarán demasiada para sus instalaciones, baños, duchas, cocina, etc. y todo el desecho de eso ¿a dónde creen que irá? No sólo consumirán demasiada agua si no que contaminarán las pocas fuentes disponibles, y eso también significa afectar el ciclo hídrico, es decir que no habrá más lluvias. Los animales y plantaa dependen de ello, no podemos dejar que causen un desbalance tan grande - Nuevamente la mujer habló, parecía ser la que más informada estaba sobre el asunto pero al mismo tiempo era la más drástica de todos. Tras su declaración varias voces comenzaron a hablar al mismo tiempo. Kal se levantó de su asiento, odiaba el palabrerío de la gente y más si ello no llevaba a la acción y podía ver también que sus compañeros comenzaban a incomodarse.

    - ¡Basta!- Si hubiese sido un niño de 12 años nadie le habría prestado atención, pero como era un Fighter alto de voz gruesa y con cara de pocos amigos la gente paró- No están llegando a nada-

    - ¿Alguien ha intentado hablar con el Mercader?- Esta vez fue Nox quien habló en pro de la razón, un silencio incómodo se hizo presente, roto por el bufido de la mujer.

    - Buena suerte en ello. Como dijimos tienen mercenarios en su bando y no nos dejan acercarnos-

    -En parte porque nuestro primer acercamiento fue lanzarles botes de pintura a la fachada y a ellos mismos- El joven castaño miró de reojo a la mujer con el ceño fruncido, los chicos de la Party se miraron entre sí.

    - Entonces será mejor que vayamos a hablar con ellos, como parte de un bando neutral talvez podemos solucionar esto sin violencia- La mujer hizo una mueca pero el resto de los hombres les miraron.

    - Talvez a ustedes les dejen pasar- Dijo por fin el castaño, ante él veía a tres jugadores fuertes, uno alto de voz dominante, otro de piel pálida con mirada fastidiada que intimida y una chica que parecía una muñeca infernal. Definitivamente el grupo podría dar algún impacto.- Muy bien, esperaremos a que ellos vayan a hablar con el comerciante y nos den mayor información desde adentro, entonces decidiremos qué hacer – La reunión se disolvió y los chicos se pusieron en macha.
    ______
    NoirExorNoirExor BelgiumBelgium /o/
     
  5. NoirExor

    NoirExor "Albino-master" Moderador

    Registrado:
    28 Ene 2010
    Mensajes:
    1,065
    Temas:
    76
    Calificaciones:
    +643

    El trío de jugadores acaban de dejar atrás hace tan solo una media hora el dichoso campamento del grupo ecologista, su destino era el arribar al lugar de construcción de este supuesto complejo de aguas termales en Muspel. No había mucho que opinar del paisaje, todos estaban acostumbrándose a este paraje compuesto de algunas colinas, grandes rocas sueltas, árboles secos y chorros de agua hirviente en la distancia, todo cubierto de una capa de tierra rojiza que daba la sensación de estar caminando en marte. No se habían presentado enemigos aún y esto no era otra cosa que una mala señal, pues todos podían estar concentrados en la construcción que según el enunciado de la quest ponía en riesgo el ecosistema de tales criaturas que de seguro no miraban con ojos muy benévolos al comerciante y sus lacayos inconscientes. Eso sí, el grupo eventualmente se detuvo en las cercanías de lo que parecía un paso angosto creado por una gran colina roja partida al medio, no había aún una necesidad de frenar el avance por cansancio pero el asesino de negro que guiaba la caminata tenía algunas dudas que plantear.

    ─ Antes de continuar, hay algunas cosas que quisiera consultar con ustedes ─ continuó el de cabellos azulados que se retiró la capucha que cubría su cabeza dejando esta sin nada que la obstruyera de la vista. Hasta hace poco había optado por retirarse solo la máscara, deduciendo que era la fuente del temor de Puppet, aún estaba algo nervioso con el solo hecho de dirigirle la mirada pero debía dejar de lado aquello al menos por el momento.
    ─ ¿Eh? ¿Es sobre nosotros o sobre la quest? ─ preguntó el fighter reaccionando más rápido ante las palabras de su compañero, Caleb simplemente se había sentado sobre una roca lisa de cincuenta centímetros de alto mientras que la fémina del trio yacía de pie recostada contra una gran roca de más de dos metros de alto ─ Porque… reconozco que no hemos pensado como actuar de acuerdo a lo que nos encontremos.
    ─ Es justamente sobre eso… no sabemos cuántos mercenarios tenga este hombre y provocarlos no creo que sea una buena idea, nos superan en número de seguro ─
    comentó nuevamente el usuario de las dagas quien estaba en esos instantes de pie en su lugar.
    ─ Podríamos… convencerlos como sugiere el enunciado, al menos pienso que con los NPC podría ser más sencillo ─ dijo la fémina de raza tenebrosa con la mirada baja, tomándose enserio lo de pensar por anticipado estos factores.
    ─ ¡Pero no puede ser que ninguno de ellos no sienta nada por medioambiente o abusar de NPC obreros! Deben estar siendo engañados… ¿engañados por una inteligencia artificial? ─ cuestionó el menor del grupo teniendo probablemente un buen punto.
    ─ Eso puede ser cierto, supongo que primero tendremos que tener unas palabras con el comerciante, a ver cuán grave es la situación. No espero que con una charla vallamos a convencerlo de dejar la construcción ─ concluyó el hada terrestre ya dándose un poco la vuelta en dirección al paso angosto pero mirando de perfil a sus compañeros.
    ─ O en el peor de los casos, si varios monstruos realizan un ataque masivo, todos podrían perecer… hay que evitar ese escenario ─ mencionó por último la asesina conforme negaba con la cabeza ante la idea de imaginar tal escenario de destrucción.
    ─ Si, algo de consciencia tendrán que tomar de todas formas. Deberíamos continuar ahora ─ añadió el de cabellos albinos para culminar aquella pequeña conversación, ya era hora de ver cara a cara al hombre detrás de este potencial desastre ecológico.

    Continuando con la caminata, los jugadores se abrieron paso por aquel sendero particular entre dos paredes de roca, no pasó demasiado tiempo para que pudieran apreciar al fin lo que estuvieron buscando, se trataba de una edificación incompleta montada sobre una pequeña meseta que era rodeada de unas tenues nubes de vapor. No había nada a resaltar en particular salvo la presencia de algunos pocos árboles muertos y la presencia de varios jugadores en la zona, probablemente unos diez, de los cuales unos tres estaban apostados en un área un poco alejada de la construcción donde yacía una gran pila de rocas por motivos desconocidos.

    Al llegar estaba claro que tanto Nox como Puppet y Kal recibieron miradas de lo más variadas, algunas indicaban curiosidad, otras neutralidad y en otros casos sospecha. Alguien en ese lugar iba a detenerles y eso es justamente lo que ocurrió cuando los pies de los recién llegados les guiaron hasta la entrada de la edificación donde debía de encontrarse el comerciante.


    ─ ¿Quiénes son ustedes? ¿Acaso buscan trabajo con el señor Barong? ─ preguntó un aparente jugador situado justo al lado de la puerta de entrada, de seguro cumpliendo su papel como guardia.
    ─ Solo queremos tener una conversación con él, será solo un momento ─ dijo el menor del grupo intentando sonar convincente y sincero, algo que al parecer daría resultados. El sujeto parecía pensárselo un momento antes de dar una respuesta hacía Kal y los otros dos.
    ─ Muy bien, pero los estaré vigilando ─ habló secamente para luego dejarle paso al trio de recién llegados que ingresó sin más a ese lugar.


    En la imaginación del hada terrestre casi todo lo que esperaba se manifestó frente a sus ojos nada más dieron un vistazo a lo que esperaba por ellos en esa sala, era un lugar bien ambientado, se apreciaban incluso cuadros en las paredes, un escritorio y un hombre detrás del mismo que estaba bien vestido, pero no era un tipo obeso y enano como eran típicamente descriptos los de su clase, sino más bien delgado y de traje, además de llevar unas gafas. Su mirada expresaba desconfianza nada más los tres desconocidos ingresaron en su recinto.

    ─ Bienvenidos, ¿Con quién tengo el placer de conversar? ─ preguntó el individuo bien vestido a los tres jugadores enseguida tras saludarles brevemente, apoyaba ahora ambos codos entrecruzando los dedos de ambas manos enfrente de su cara, en una postura similar a la de Gendo Ikari ─ Imagino quieren trabajar como mis mercenarios, igual que el resto. Yo soy Barong.
    [​IMG]

    ─ Un gusto señor Barong, nosotros somos Nox, Kal y Puppet ─
    presentó el gnome de esta manera a sí mismo y luego a quienes conformaban la pequeña party, seguidamente prosiguió a continuar con lo que tenía para decir ─ Y en realidad no estamos aquí para eso, no se adelante tanto. En realidad, estamos aquí porque escuchamos que algunas cosas indigestas están ocurriendo en esta obra.
    ─ Desde ya, su proyecto podría costarle la vida incluso a sus mercenarios y a usted mismo, ¿No ve que le está causando problemas incluso a las criaturas de Muspel? ─
    insistió frontalmente el jugador de raza Cait Sith, después de todo no tenía sentido dar rodeos cuando de seguro conversaban con un NPC de Alfheim, uno que probablemente no daría un brazo a torcer fácilmente.
    ─ Ahhh, ya veo. Deben ser de ese grupo ecologista del que escuché ─ concluyó así el varón trajeado conforme negaba con la cabeza, de hecho parecía que a juzgar por su respuesta poco le importaba la presencia de los naturistas que se encontraban acampando a menos de una hora de su obra en construcción ─ Saben, podrían invertir su tiempo en cosas mejores, como cazar algunos monstruos, eso es lo que hacen los jugadores como ustedes, ¿verdad?
    ─ C-creo que dijimos que estamos aquí para convencerle de que detenga esta locura. Escuchamos incluso que hay obreros que están muriendo por culpa de su ambición ─ insistió de esta manera la fémina de los cuernos levantando a penas un poco su voz al notar que Barong no deseaba ni escucharles.
    ─ Esos “obreros” se mueven sin siquiera rechistar cuando algunos pocos Yrd están en juego, meras inteligencias artificiales ¿Sabe, señorita? Es el dinero el que hace que las cosas se muevan, lo mismo con estas personas que protegen este lugar que necesitan de el. Además se diría que estamos en un desierto, ¿Acaso tampoco uno puede construir algo en un lugar así? ─ preguntó el comerciante sin siquiera alterarse en lo más mínimo ─ Desde el vamos les aviso que esta obra traerá beneficios a muchos otros en Alfheim e incluso a jugadores como ustedes, no tienen ni idea en donde se están metiendo.
    ─ El dinero no le da el derecho de hacer lo que quiera y usted quien no tiene idea de dond--


    Kal estaba a punto de contestarle a aquel NPC que sin dudas acababa de demostrar que le valía un bledo la vida de otros, curiosamente incluso se refería a los obreros como inteligencias artificiales sin valor, ¿Acaso era este comerciante un jugador? Y si era solo otro NPC, era uno muy bien desarrollado y creado para esta quest en particular. No obstante, algo acababa de ocurrir que pondría fin a esta pequeña conversación que igualmente no iba a ninguna parte, un grito de socorro de repente llenó el aire cortando al medio el dialogo y llamando la atención de los tres jugadores. Barong ni siquiera se alteró.

    ─ Ese debe ser uno de los obreros ─ dijo entonces el propio asesino de negro que dispuesto a comprobarlo dejo de lado la negociación y se dispuso a correr rumbo a la salida que llevaba al exterior haciendo a un lado la puerta rápidamente.
    ─ Tsk, supongo que no tiene caso continuar ─ murmuró por lo bajo el jugador albino yendo detrás de Nox y llevándose del brazo a una sorprendida Puppet que igualmente estaba disgustada por la actitud del comerciante, pero ahora tenían algo más urgente que atender.

    Al emerger, el trío comprobó cómo efectivamente la escena frente a sus ojos en la distancia era tal cual la habían imaginado, dos NPC que vestían como trabajadores se encontraban corriendo frenéticamente de dos monstruos, uno de ellos era perseguido por dos GrayWolf y un Bom, mientras que el otro era atacado por un único BurningStove que prácticamente estaba por sujetarle con sus largas cadenas a pesar de su huida, los mercenarios y otros guerreros a disposición de Barong apenas si pestañearon.

    ─ Joder… esto no se puede creer ─ dijo en voz baja el gnome para sin siquiera pensarlo más lanzarse de frente en dirección al trabajador que estaba siendo sujetado por el enorme horno caminante. El escocés esperaba que sus camaradas ayudaran con los otros monstruos y luego si era posible dieran una mano si la necesitaba contra el mastodonte.

    Nox usó su herramienta Hookshot para asegurarse a una de las chimeneas que salían del cuerpo del monstruo, balancearse durante un largo salto y así golpear con su daga la larga cadena que sujetaba al trabajador quien cayó al suelo desde una distancia segura. Ahora las cadenas al rojo vivo estaban dispuestas a enseñarle una lección al osado Zul, el mismo que dio un salto para bajar de encima del BurningStove no sin antes guardar su daga, equipar su MoonBlade y lanzarla contra las piernas del enemigo que ahora se movía en su dirección.

    Una batalla acababa de iniciar…


    ----
    HannychanHannychan BelgiumBelgium
    Continuación continuada(?)
     
  6. Autor
    Judas

    Judas The busy and stressed guy. Moderador

    Registrado:
    25 Abr 2013
    Mensajes:
    1,535
    Temas:
    106
    Calificaciones:
    +1,832
  7. Belgium

    Belgium Jiayou <3 Moderador

    Registrado:
    1 Dic 2006
    Mensajes:
    2,916
    Temas:
    158
    Calificaciones:
    +1,526
    Puppet poseía un rostro de consternación absoluta no por la situación desarrollada, sino el hecho que los presentes observaban con desinterés que dos NPC fueron extinguidos ante sus ojos, como si se trataran de simples objetos que volverían a tomar forma, y tal vez sí, aquellos dos hombres posiblemente regresarían a la vida, pero aún así, ellos sentían el miedo en ese instante, aquel instinto de supervivencia que los obligaba a movilizarse, a anhelar sobrevivir por más que pudiera resultar imposible. Kal fue el primero en impulsarse y así apoyar su mano sobre la superficie, invocando diversos brotes que comenzaban a emerger para empezar a enredarse alrededor del dúo de lobos, quienes aullaban al ser retenidos momentáneamente por Vitalbind; aunque apenas el albino había dado uso de su hechizo, el Bom se abalanzó hacia él con claras intenciones hostiles. Aquel pequeño lapso de tiempo fue aprovechado por Omena para impulsarse y expandir sus alas, dirigiéndose a toda prisa hacia el obrero para tomarlo de los brazos y alejarlo de la zona del peligro, aunque uno de los Gray Wolf había sido lo suficientemente astuto como para hundir sus fauces sobre la vegetación que buscaba sepultarlo, logrando liberarse en cierta medida y a fuerza bruta, pudo impulsarse fuera de los brotes a diferencia de su compañero.

    —¡Cuidado! —Exclamó el trabajador para sobresalto de Lumi, quien optó por mirar de reojo para percatarse que el lobo la perseguía a toda velocidad.
    —Mire por dónde está yendo, y huirá apenas lo suelte —informó la azabache, recibiendo un asentimiento del mayor.

    La fémina dejó caer al hombre cerca a una roca grande e irregular, lo suficientemente amplia para esconder su presencia y correr en el mejor momento posible, instante que ella le estaba por brindar. Puinanen giró sobre su eje para impulsarse hacia el Gray Wolf, arriesgándose a pasar de largo para así propinarle un corte por uno de sus flancos, aunque no esperó que el cuadrúpedo incrementara su agilidad de un segundo a otro; un grito de dolor emergió de los labios de la azabache debido a que el lobo había logrado asestar su mandíbula contra su brazo, provocando que el mismo se prendiera en llamas, aún así, Puppet aprovechó la distancia para impactar esferas oscuras contra el cuadrúpedo, quien retrocedió resentido por el daño provocado. La nórdica no tuvo mayor opción que invocar un manto de oscuridad y aprovechar el camuflaje para beber una poción que re estableciera parte de su HP, aunque de todas formas sentía su extremidad arder a pesar que el fuego ya se había desvanecido; la Imp estampó sus palmas sobre cada lado de su rostro, no debía perder la concentración.

    Lumi envolvió su bandit dagger en oscuridad y así impulsarse hacia el enemigo que gruñía a su alrededor, esperando el ataque del hada oscura que no tardó en llegar. Gracias al olfato y oído del mamífero, pudo prevenir de cierta medida que la joven lo apuñalara de manera letal, aún así una de sus patas fue afectada, provocando que su movilización se volviera limitada; el lobo retrocedió de un salto para salir del rango de oscuridad, aunque recibió proyectiles del Dark Ball en el proceso. En ese instante Smokescreen también se deshizo del campo de batalla, aunque para alerta del cuadrúpedo, Puppet no se encontraba en su rango de visión, logrando que se agazapara y observara hacia todos lados, buscando a la fémina entre las rocas que se alzaban en el terreno, aunque tras unos segundos, aulló de dolor debido a que un chakram había impactado contra su lomo; la finlandesa había dado uso de Cloak, ocultando su presencia entre las sombras de las rocas y así posicionarse en algún punto ciego del Gray Wolf, quien giró sobre su eje para abalanzarse contra la Imp.

    Puinanen eludió al lobo, percatándose que ahora era más lento que minutos atrás y no debía desaprovechar esa oportunidad. La azabache abrió su inventario con rapidez para invocar su Chakram, el mismo que lanzó hacia un flanco del mamífero a modo de distracción; aquellas fracciones de segundos fueron suficientes para la azabache que alzó su diestra para impactar esferas oscuras que adquirieron la forma de estacas, clavándose en la anatomía del carnívoro; Lumi decidió otra vez utilizar Smokescreen y así alzar vuelo de tal manera que al deshacer sus alas, comenzara a caer en picada con daga en mano y así realizar una puñalada letal en el cráneo del Gray Wolf que logró asestar sus garras sobre el abdomen de Puppet, la misma que se dejó rodar por el suelo, apretando la mandíbula además de posar su mano izquierda sobre su estómago. La azabache invocó esferas de oscuridad que se dirigieron hacia el cuadrúpedo que terminó por deshacerse en píxeles para alivio de la nórdica, quien se levantó con dificultad debido al dolor, decidiendo beber otra poción para seguir brindando apoyo.

    Por otro lado, Kal ahora se encontraba oculto tras una de las grandes rocas junto a su flan, ciertamente había poseído una alta dificultad contra el Bom al que asestó un golpe directo que dañó tanto al monstruo como a él mismo, por las llamas que de una u otra forma lograron quemaduras leves en su puño, provocando que se impulsara para alejarse lo más pronto posible, justo en ese momento el encantado se vio envuelto por Smokescreen en la inconsciencia de Puppet, y aquello fue aprovechado por el Caith Sith para camuflarse. Aunque ahora tenía el problema de idear algún tipo de plan básico que le permitiera sobrevivir no solo contra el Bom, sino que seguro el otro Gray Wolf también debía estar suelto en plaza a menos que el efecto de Vitalblind persistiera; el británico iba a optar por simplemente salir de su escondite y acudir a la fuerza bruta, empero, se detuvo en medio de sus intenciones al apreciar cómo el Chakram de Puinanen se dirigía hacia la bola de fuego que ahora posaba su atención a ella.

    De todas formas no es como si Ethan tuviera tiempo de respirar, un gruñido a la cercanía logró que despabilara a tiempo para eludir el mordisco del cuadrúpedo que había saltado encima de una roca a modo de ataque sorpresa, aunque el mamífero recibió daño gracias al flancito que lo había tacleado para que no posara ni una garra sobre su domador; Kal sonrió ligero al haber sido protegido por su amigo que se colocó a su lado, agazapándose a su manera, seguramente esperando el siguiente movimiento del carnívoro. El albino chocó sus puños entre sí además de tomar una posición defensiva, tirándose contra el suelo en el momento exacto igual que su compañero en el instante que el Gray Wolf se abalanzó sobre ellos, impactando su mano sobre la superficie para invocar brotes que empezaron a enredar al cuadrúpedo que se sacudió en su lugar, incrementando las hierbas; el niño en cuerpo de hombre alzó vuelo para tomar impulso, y así impactar su puño contra la cabeza del lobo que de igual forma, fue tacleado por un flanco por obra y gracia del blandito, aunque al igual que su compañero caído, el Gray Wolf comenzó a morder las plantas que comenzaban a prenderse en fuego debido a Scorching Bite, provocando que Kal chistara por lo bajo.

    Nox de igual forma lucía fastidiado, a pesar de su amplia velocidad y aquello significaría una ventaja, ciertamente no lo era del todo; el Burning Stove era altamente defensivo, no solamente por la VIT que poseía sino también por aquellas brasas que caían a su alrededor, generando un tipo de escudo contra ataques cuerpo a cuerpo, y digamos que a primera vista no lucía como si fuera fácil de penetrar su armadura. Aún así, el hada de tierra se abalanzó contra el monstruo, utilizando Belphegor's claws para dar frente a las cadenas del enemigo, provocando que las réplicas de sus armas lograran funcionar de escudo de una u otra forma, facilitando que el varón pudiera movilizarse alrededor del contrincante. El Gnome decidió mantener su vuelo de la forma más descendida posible para así evitar el horno y las chimeneas, percatándose que las cadenas buscaban alejarlo lo más pronto posible y aquello le brindó cierta idea; el escocés retrocedió de un salto además de mirar rápidamente a su alrededor, cerciorándose que sus compañeros no estuvieran tan cerca, y además lograría otro objetivo.

    —Dos por uno —pronunció el asesino, dando uso de Tremor, provocando que distintos pilares impactaran contra la base del Burning Stove que debido a la violencia de movimiento de la tierra, perdió su equilibrio por lo que cayó hacia atrás. El varón estaba por utilizar algún hechizo a la distancia, aunque para su sorpresa tras un brillo proveniente del horno, una onda expansiva de llamas iba completamente dirigido hacia él, y justo a tiempo pudo pronunciar Earthly Warden para que un muro de tierra pudiera protegerlo parcialmente, ya que de igual forma el daño mágico había logrado alcanzarlo.

    Al cesar el temblor causado por el escocés, el mismo estaba por movilizarse nuevamente y dar el golpe de gracia, pero para su sobresalto, una explosión tras suyo remeció el lugar, provocando que de inmediato girara sobre su eje y solo pudiera apreciar humareda. En otras ocasiones realmente le importaría poco, de todas formas el movimiento sísmico que había realizado seguro había destruido parte de la construcción, y aquella nueva explosión también habría dañado la estructura, hasta le resultaría un beneficio, empero, él no estaba solo; Nox miró con rapidez la esquina superior donde figuraban los nombres de Kal y Puppet, ambos dañados, aunque el HP de la fémina descendía de manera bastante peligrosa a diferencia del Caith Sith que su barra a pesar de hallarse baja, se había quedado estática.


    NoirExorNoirExor HannychanHannychan
    o3o/
     
  8. Hannychan

    Hannychan a mix about cats, love, breakfast and being tired Diseñador Oficial

    Registrado:
    14 May 2007
    Mensajes:
    1,455
    Temas:
    43
    Calificaciones:
    +802
    Tras la batalla un incendio había sido provocado y ahora la vida de todos peligraba. Nox salió corriendo hacia Puppet, se quitó el manto negro y la cubrió con ella antes de ascender con sus alas al cielo para evitar que el fuego siguiera disminuyendo su barra de HP.

    Kal en cambio corrió a lado de los obreros que salieron con baldes y mangueras a apagar el incendio y a rescatar a cuanto obrero se encontrara en peligro gracias a este. Todos se pusieron a ayudar, incluso el Flan cargaba de Agua sus cachetes y dirigía un fuerte chorro a las partes más altas de las llamas, todos estaban trabajando juntos excepto el dueño de la obra. Lo vio parado frente a sus oficinas con algunos mercenarios quienes seguramente evitaron que se incendiara su área.

    Normalmente en un desierto es difícil que un incendio grande exista debido a que falta combustible, es decir material que alimente el fuego, sin embargo esta construcción rústica de madera y demás materiales lograban que el fuego fuese difícil de extinguir, y peor aun cuando no se tiene agua para sofocarlo.

    - Debemos utilizar la tierra- Grito el Caith Sith a las personas que se encontraban ayudando, todos hicieron caso comprendiendo que en estas áreas el agua es un recurso demasiado escaso. Comenzaron a usar palas y picotas para soltar la tierra y lanzarla contra las estructuras que se encontraban en llamas, en esta parte fue muy útil la magia de Nox como Gnome. De a poco el fuego fue ahogándose en la tierra.


    Hubieron algunos heridos que comenzaron a retirarse para ser atendidos, un pequeño respiro de alivio se hizo presente, Ethan impulsado por una fuerza misteriosa se paró sobre un pilar de escombros para que todos pudieran oírle.

    - ¿No estás satisfecho?- Le gritó fuerte y claro al dueño de esta loca empresa – Mira todo lo que ha provocado tu obstinación. Esto no es bueno ni para ti, ni tu empresa, ni el desierto, ni los obreros, nadie se beneficia de esto – Hizo una pausa esperando alguna reacción del hombre, pero esta nunca llegó- Tus sueños aún pueden cumplirse, sólo que este no es el sitio. Por qué no nos vamos todos y empezamos de nuevo, estoy seguro que en el lugar adecuado esto puede ser un gran éxito- En parte Ethan entendía la frustración del hombre, ¿invertir tanto para no obtener ningún resultado? A veces era difícil admitir que algo ya no era posible, especialmente cuando habías sacrificado mucho por ello.

    - Hablas como un niño pequeño. Las cosas no se solucionan con un “perdonemos lo que hicimos y vámonos a casa” estos son negocios, tengo gente a quien responder y una responsabilidad con las empresas que me avalan. No puedo decir que ha sido grata su visita pero les pido que se retiren antes que tenga que sacarlos a la fuerza- Los mercenarios que se encontraban alrededor suyo se movieron hacia el frente para hacer notar su presencia.

    Ethan estaba furioso y no podía decir que fuera de sus mejores decisiones pero el impulsivo niño salió a flor de piel, apretó los puños antes de seguir hablando – ¿Siquiera tienes dinero para pagar a todos tus obreros?- Un silencio expectante por parte de los trabajadores se hizo presente -Me imagino que la inversión de traer material tan lejos de la ciudad no ha sido barato, más lo que debes pagar para reponer el material causado por ataques y accidentes. Sólo este incendio ¿cuánto crees que te costará? No sólo eso, me imagino que el sueldo que les pagas a tus mercenarios debe ser bastante, con todos estos gastos veo cómo has decidido gastar lo mínimo posible en mano de obra. Estos hombres que arriesgan la vida por tu construcción, que no tienen un adecuado ambiente de trabajo, que ni siquiera reciben la atención médica adecuada, a estos hombres que sacrifican tanto por la obra ¿tienes con qué retribuirles?- Ahora la expresión del empresario se veía incómoda, era lo suficientemente inteligente y viejo para saber hacia dónde se dirigía esto, Kal continuó - ¿A cuántos de ustedes les deben un sueldo? ¿Dos, más de dos? – Un murmullo comenzó a surgir viendo como varios levantaban la mano - Este hombre les ha prometido una gran suma, pero no es capaz de pagarla y en cambio se burla de sus necesidades. ¿Por qué han de trabajar para él si ni siquiera es capaz de cumplir con los pagos que les debe?, encima de todo eso ustedes deberían recibir una indemnización por todos los daños a su salud. Ni todo el dinero del mundo les devolverá su salud-


    De a poco el murmullo comenzó a hacerse cada vez más audible hasta llegar a un barullo intenso entre argumentos y quejas, podían oírse voces de los obreros gritando.


    -Es cierto. Merecemos que nos paguen más-

    -¿Dónde están los cuidados médicos?-

    - Paralizaremos la obra hasta que cumplas con tus pagos-

    - ¿Por qué paralizarla? Si no va a pagarnos debemos tomar nuestro trabajo de vuelta ¡Hay que destruirla!-


    La gente comenzó a alborotarse, los que se encontraban aptos tomaron palos y picotas y algunos comenzaron a lanzar piedras contra las oficinas del empresario.

    - ¡Basta! ¿Creen que no puedo conseguir más obreros? El que se atreva a dañar la estructura --- Las piedras y palos seguían llegando. Uno de los mercenarios le interrumpió para pedirle que se metiera dentro el edificio, este problema se había salido de sus manos.


    -Muy bien niñitas no me importa sus estúpidos problemas pero a nosotros nos pagaron por adelantado y si dañan la estructura o le tocan un pelo al director se las verá con nosotros. Así que díganme, ¿quién quiere morir hoy?- El tipo sacó su espada y la blandió en el aire. El problema estaba muy tenso, la muchedumbre estaba enardecida y un enfrentamiento era inevitable, la pregunta era qué haría la party al respecto.


    BelgiumBelgium
    NoirExorNoirExor
    Anarquiaaaaa /o/ (???)
     
  9. NoirExor

    NoirExor "Albino-master" Moderador

    Registrado:
    28 Ene 2010
    Mensajes:
    1,065
    Temas:
    76
    Calificaciones:
    +643

    La situación en el sitio de la construcción en Muspel había llegado a un punto crítico, inicialmente una conversación con el comerciante había dejado en claro su determinación en seguir con el proyecto pero ahora estaba claro que cualquier posibilidad de negociación se había esfumado, en parte el asesino enmascarado podría haberse llevado una mano a la frente en aquel gesto conocido como “Facepalm”, hubiese preferido el ser un poco más discretos a la hora de enfrentar el problema pero ahora ya no había caso. Supuso que igualmente Kal no era de hacer las cosas en las sombras o de ser discreto, y con todos estos obreros lanzando piedras contra el sitio de construcción, mercenarios e incluso el comerciante era cuestión de unos pocos segundos para que los fieles perros del adinerado respondieran físicamente. En la brevedad, el primero en vérselas con uno de los guardaespaldas era el británico, su agresor había pasado de alardear conforme agitaba su espada en amenaza a directamente atacar en tanto cargaba a toda prisa contra el albino, de hecho si el Fighter había generado tanto revuelo de seguro un castigo ejemplar acallaría a la multitud. No era algo que Nox fuese a permitir, el usuario de las dagas aprovechó su agilidad superior con tal de interponerse y recibir el impacto de la espada del enemigo en su escudo redondo; las piedritas que los obreros lanzaban siquiera le hacía demasiado daño a este sujeto.

    ─ ¡Puppet, Kal, llévense a los obreros lejos de este sitio! ─ articuló el enmascarado quien ahora estaba esquivando o bloqueando los ataques de quien era su oponente en este preciso instante.
    ─ ¡No puedo hacer eso! ─ exclamó el menor del equipo en vista de que el asesino por más nivel que tuviese no podría contener a cinco mercenarios él solo, les superaban en número por dos jugadores más ─ ¡Además no es como si fuesen a escucharme! ─ añadió, y es que los trabajadores estaban ahora muy ensañados en descargar su frustración y enojo.

    En ese momento fue cuando al menos dos de los mercenarios que aún permanecían fuera de la acción hicieron un rápido movimiento, invocando uno de ellos el conjuro Fireball y el otro simplemente lanzando armas arrojadizas como el chakram que llegaron a impactar en uno de los obreros, haciendo que este emitiera un grito de dolor para deshacerse en pixeles. Estaba claro que los guerreros bajo el mando del comerciante hablaban enserio, algo que inmediatamente hizo entrar en razón a los protestantes que comenzaron a huir dejando de lado su rebeldía de arrojar piedras contra la construcción. Puppet ahora se esforzaba en rechazar los proyectiles pero no podía hacer mucho contra los conjuros del aparente Caster enemigo.

    ─ ¿Ahora crees que no te escucharan? ¡Vamos, ayúdalos a escapar, yo los alcanzo luego! ─ Nox tenía una buena razón para creer que tendría una oportunidad de escapar, tanto su compañero Fighter como él mismo alcanzaban a percibir que algo raro estaba ocurriendo: los mercenarios aparte del que luchaba con el escocés parecían estar peleando entre ellos… ¿Qué había sucedido?
    ─ Está bien, pero date prisa ─ dijo el chico de la rana mascota conforme se daba la vuelta y se dirigía rumbo a uno de los obreros que aunque herido, se esforzaba por correr lejos.
    ─ No voy a dejar que escapen así de fácil luego de todo el daño que causaron ─ articuló el fighter enemigo quien ahora volvía a lanzar una serie de tajos en contra de Zul quien brincó hacía atrás e invocó Belphegor’s Claws para interponer las múltiples armas que ahora poseía en son de bloquear mejor los ataques.
    ─ No es tanto daño como el que ustedes hicieron a los obreros y harán a Muspel, infeliz ─ contestó con determinación ahora pasando a la ofensiva y haciendo caso omiso a una herida que su rival había conseguido en su pierna izquierda, retrocedió impulsándose hacia atrás con un salto, lanzó su chakram y en simultaneo avanzó realizando varios tajos con su skill ─ No soy mejor que ustedes en realidad… pero no voy a dejar que sigan con lo suyo.
    ─ Tsk… ¡Oigan! ¿Qué tanto hacen? ─
    preguntó el sujeto mientras se las arreglaba a duras penas para resistir la ofensiva multiple del asesino, sus compañeros no respondían o acaso… ¿Estaban ocupados con otro asunto? Todo este tiempo había estado concentrado en el molesto jugador enmascarado como para mirar hacia atrás, algo que hizo una vez la agresión de su oponente finalizó ─ Que dem… ¡Alure eres una traidora!

    En efecto, lo que este mercenario que parecía de mayor nivel que otros pudo presenciar era el como una de sus compañeras había optado por atacar a sus camaradas, la chica de cabellos verdes y amarillos, armada con un arco como su arma principal se las había arreglado para interrumpir el ataque de los demás guerreros contratados permitiendo que los obreros escaparan con mayor facilidad y salvando a Nox de ser asesinado por la potencial oleada de agresiones por parte de los guardaespaldas del comerciante. Era por esta razón que Kal también había podido ver una clara probabilidad de éxito para el de azulados cabellos quien ahora, dando un rápido vistazo a los alrededores decidió el darse la vuelta y correr a toda velocidad en patrones zigzagueantes con tal de retirarse del lugar del conflicto. La finlandesa y el británico habían conseguido su cometido y habían escapado con todos los obreros posibles, no había ni un solo trabajador a la vista en los terrenos y los mercenarios estaban muy ocupados lidiando con uno de los suyos que acababa de rebelarse.


    (…)

    Tras la exitosa huida de los osados jugadores, habían conseguido reagruparse en un sector de Muspel que consideraban ideal para permanecer ocultos por el momento, se trataba de una curiosa formación rocosa conformada por varios picos alineados uno al lado del otro e inclinados a unos 45 grados y creando una especie de barrera que a su vez servía de techo. Debían permanecer allí incluso cuando ya comenzaba a anochecer, encender una fogata atraería la atención del enemigo puesto que se hallaban aproximadamente a cuatro kilómetros de distancia solamente. Los obreros también se encontraban en este lugar y conformaban un grupo de al menos doce, no estaba errado el pensar que algunos de ellos habían sido eliminados por los mercenarios en la revuelta.

    ─ Hemos conseguido escapar según parece ─ dijo la asesina de la raza oscura mostrando una leve sonrisa en su rostro con tal de demostrar alivio e incluso no desanimar a los obreros, debía ser fuerte para que estos tuvieran confianza en los jugadores que les salvaron.
    ─ No vuelvas a hacer algo asi, si no fuese porque la suerte estuvo de nuestro lado, te habrían asesinado ─ dijo el menor del grupo dirigiéndose al mayor, quien había tenido la loca idea de contener solo a los mercenarios únicamente por tener algo más de nivel que sus compañeros.
    ─ Lo siento, fue lo primero que se me ocurrió ─ confesó el hada terrestre quien se hallaba sentado en el suelo polvoriento del desierto ─ Si hubiésemos luchado de frente, muchos obreros habrían resultado muertos… el enemigo nos supera en número por dos hombres y ni sabemos qué nivel ostenten o cuanta experiencia tengan en combate.
    ─ Supongo que no debí provocarlos de esa forma… ─
    dijo también el albino comprendiendo que aquella rebelión había sido la causa de que algunos trabajadores perdieran sus vidas inútilmente.
    ─ No te desanimes, de hecho aunque lamentamos que algunos de nuestros compañeros tuviesen que pasar por esto, si no fuese por tus palabras, no habríamos tenido el coraje de luchar por nuestros derechos ─ inesperadamente, uno de los NPC presentes en el lugar terminó por dar ánimos al moreno, de hecho tenía un punto a considerar ya que las acciones de Kal tuvieron un importante lado positivo en esta lucha contra el comerciante y sus hombres.
    ─ Esperen… es verdad que nos superan en número pero, yo no estaría tan segura de que nos lleven ventaja ahora ─ agregó la joven de largos cabellos azabaches quien se llevaba una de las manos a su mentón en una postura pensativa, era verdad que sin importar el enfoque, ahora los mercenarios poseían un camarada menos ─ ¿Qué habrá pasado con esa chica?

    ─ Nada. Consiguieron herirme un poco pero al final pude burlarlos.
    [​IMG]

    Aquella voz acababa de contestar a la pregunta de la finlandesa quien como todos los demás reaccionó sorprendida ante la aparición de esta jugadora que acababa de encontrar el escondite de los rebeldes, bastaba con mirarle para saber que se trataba de aquella que había traicionado al comerciante pero no necesariamente esto significaba que era aliada de la causa de los tres protagonistas… ¿Cuáles eran sus razones? ¿Pretendía ayudarlos o no?

    ─ ¿Qué estás buscando en este lugar? Tú estabas de parte de ese sujeto adinerado e inhumano ─ reclamó uno de los trabajadores y quizás ahorrándole algunas palabras al trio de jugadores que estaban tratando de resolver esta quest.
    ─ Es verdad, tienen todo el derecho para dudar de mis intenciones… yo, les debo una disculpa ─ la de raza Cait Sith al igual que Kal hizo una reverencia pero sin acercarse un centímetro más a los que estaban ahí reunidos observándola ─ Yo me uní a estos mercenarios por dinero, como todos, pero no tenía conocimiento de los métodos crueles de ese hombre… quise pensar que podría ignorar lo que sucedía en son de que los trabajadores no eran precisamente humanos ─ dijo entonces, dirigiendo la mirada al trio cual si ellos comprendieran a lo que ella se refería con sus últimas palabras ─ pero me equivoque, y no pude soportarlo más. Seré mercenaria, pero antes soy una persona. Espero me dejen darles una mano, de todas formas ya no puedo volver a ese lugar sin que traten de matarme.
    ─ Entiendo… ─
    el propio Nox escuchó cada una de las palabras de la exmercenaria, parecían sinceras, incluso mantenía su distancia ni tampoco cruzaba mucho las miradas con los presentes en temor a que la castigaran de alguna manera, pero la realidad era que necesitaban la ayuda de alguien más y ella la estaba ofreciendo ─ Por mi parte está bien… si tú nos ayudas, estaremos iguales en números con el enemigo.

    El escocés tenía una buena idea de cómo proceder a partir de ahora, confiaba en que sus compañeros también se habían dado cuenta de ello. Los monstruos habitualmente atacaban el sitio de la construcción, puesto que las ambiciones del comerciante no eran bienvenidas en el terreno de Muspel, sin mencionar que se estaba invadiendo y haciendo daño al ecosistema. Los obreros ya no estaban presentes para realizar los trabajos, por lo tanto no podían ni progresar con la obra ni tampoco usarlos de señuelo con las agresivas criaturas de los alrededores. Ahora solo los mercenarios debían encargarse de mitigar los ataques de las criaturas y su adinerado jefe tardaría un tiempo en contratar nueva mano de obra. Si les era posible a Kal, Nox, Puppet y ahora su aliada temporal Alure el aprovechar el ataque de los monstruos para debilitar a los guerreros contratados, sin duda podrían salir victoriosos y obligar al codicioso hombre trajeado a abandonar sus deseos… solo faltaba decidir el “cuando”.


    ------
    HannychanHannychan BelgiumBelgium
    At last!! :'D
     
  10. Belgium

    Belgium Jiayou <3 Moderador

    Registrado:
    1 Dic 2006
    Mensajes:
    2,916
    Temas:
    158
    Calificaciones:
    +1,526
    La primera orden dada por el de mayor nivel fue que los obreros siguieran en la barrera conformada por picos de rocas, después de todo, no poseían el tiempo suficiente como para escoltarlos de vuelta al continente de Alfheim, petición que los trabajadores aceptaron sin dudar y hasta ofrecieron sus ánimos al ahora cuarteto de jugadores; los mismos que ahora debían planificar cómo se movilizarían hacia aquel campamento de vuelta, era bastante obvio que debían aprovechar el desorden que seguro se había instaurado en el lugar, pero tampoco podían abalanzarse sin tener un plan que seguir. Kal no tardó en extender una invitación de party a Alure que aceptó sin dudar, delatando el nivel 18 que poseía, por lo que todos tenían cierta igualdad en habilidades y experiencia, lo cual facilitaría sus funciones, en el sentido que no tendrían porqué preocuparse en cuidar algún novato; las hadas decidieron informar la estadística de AGI de cada uno, delatando que tanto Nox como Puppet eran quienes encabezaban, siendo seguidos por la marksman y finalmente, el fighter.

    —Entonces, nosotros nos encargamos de atraer los monstruos a la construcción —pronunció el Gnome para asentimiento de la Imp.
    —Así que nos toca distraer mientras tanto —comentó la fémina de cabello bicolor, recibiendo un pulgar en alto de parte del albino como apoyo.
    —Apresuremos el paso, quién sabe si el mercader logre conseguir lo necesario para proseguir —señaló el menor del grupo.
    —Tenemos la balanza a nuestro favor.

    El dúo assassin se dividió en distintas direcciones para abarcar mayor terreno, priorizando la búsqueda de Gray Wolf debido a que les seguirían el paso con mayor facilidad sin tener que detenerse para ser alcanzados, y mejor si lograban traer consigo algún Bom que pudiera desatar un mayor desastre al que habían dejado horas atrás. Por el lado de la arquera y el luchador, ambos se pusieron de acuerdo de tal forma que Kal aprovecharía el terreno para avanzar a través de las estructuras de granito, hasta el instante donde fueran divisado por alguno de los mercenarios que padecería de los proyectiles de Alure, además que la misma iba a optar por la misma estrategia del varón en camuflarse gracias a las rocas presentes en Muspel; después de todo, solo debían de ganar tiempo para sus compañeros y en lo posible, generar alguna baja en el bando contrario para mayor comodidad. Ambos domadores comenzaron a andar hasta la suficiente distancia que les permitió apreciar un tipo de fogata que se hallaba en medio de la construcción, definitivamente los jugadores contratados debían estar montando guardia.

    —¿Preparado? —Inquirió la Cait Sith para asentimiento del menor—. Ve a tu ritmo, puedo acoplarme a él.
    —Confío en que cubras mi espalda.


    Apenas aquellas palabras fueron pronunciadas por el miembro de Jabberwocks, el mismo se impulsó hacia la piedra más cercana para así colocarse tras ella, asomándose con cuidado para verificar que ninguno de los mercenarios se hubiera percatado de su presencia, observando que aún no habían reparado que ambos empezaban a acercarse para así brindar un golpe de gracia. Kal asintió para sí mismo con confianza, continuando con su andar teniendo a Alure cubriéndolo en caso de emergencia, situación que no tardó en llegar ante la exclamación de una de las hadas enemigas, quien anunció el sonido de pasos que no se asemejaban a ningún tipo de monstruo de la zona; el albino chistó al intuir que se debía tratar de un Pooka utilizando su habilidad pasiva, lo cual arruinaba el plan sorpresa, pero a la vez aquello los colocaba en un serio aprieto. Los hechizos de terreno no tardaron en invocarse en el campo de batalla para sobresalto del albino que iba a optar por retroceder, pero un improvisto desequilibrio afectó su anatomía, casi estampándolo contra la superficie, obra y gracia de Ship Sinking; la arquera que se encontraba metros atrás, no tardó en reaccionar, blandiendo tanto su arco como la flecha, rodeando al proyectil de magia elemental de viento para que arremetiera contra el mercenario que se acercaba peligrosamente al británico.

    —¡Mantente apegado a la idea! —Exclamó la de cabellera bicolor, volviendo a disparar saetas potenciadas por magia Sylph para auxiliar a su compañero. Aunque Alure no tardó en resguardarse gracias a la rocas, movilizarse y surgir tras de otras piedras para así forzar a que sus oponentes retrocedieran para eludir sus flechas.
    —¡Entendido! —Kal estampó su mano contra el suelo para liberar distintos brotes de plantas que lograron atrapar al luchador que estaba por dar un salto y así impactar su puño contra el albino, el mismo que extendió sus alas para así tomar vuelo y disminuir los síntomas que aún persistían por la ilusión. Ethan imitó a su camarada, rodeando un amplio granito para así lograr resguardarse de cualquier intento de ataque.
    —Tu por la derecha, yo por la izquierda —escribió la Cait Sith mediante mensaje de party—. ¡Ahora!


    HannychanHannychan NoirExorNoirExor
    [​IMG]

    Btw, Hanny, COMPRA HECHIZOS :36:
     

Compartir esta página

Cargando...